El día 26 de septiembre tuvimos el honor de recibir a los San Diego Padres en «Mi estancia», «Un hogar mientras regresa mi sonrisa», con la gran donación de una nueva camioneta para el transporte de nuestros niños y muebles para las habitaciones de la casa.

Estamos muy agradecidos de que se unan a nuestra lucha contra el cáncer y beneficiar a nuestros niños y adolescentes con cáncer del Hospital General de Tijuana.

Gracias por dibujar sonrisas y ayudarnos a seguir ayudando 💛💙💚⚾️

¡Dona Ya!